Skip to Content

Erika Lührs

Contributor: 

Siete viñetas desde las palabras de Erika Lührs Cortés, Secretaria de Desarrollo Social de Acapulco, nos revelan a una funcionaria eficaz, emprendedora, a quien le ha tocado abrir caminos para la participación política de la mujer en Acapulco y en Guerrero. Ella es parte de la renovación generacional de los actores políticos del Sur de nuestro país.

Me casé a los 28 años, el primer hijo lo tuve a los 30, y así sucesivamente. Convivir con mis hijos es lo primordial, ellos viajan mucho conmigo, quiero aprovechar todo el momento que pueda con ellos, es necesario que vean cuáles son las grandes diferencias que hay en nuestro estado, es importante que valoren todo lo que tienen ya que en este estado hay mucha pobreza, hay miles de niños que carecen de muchas cosas, y es por eso que desde chicos andan conmigo para todos lados porque me interesa que aprendan.

Todos mis días comienzan desde temprano al despertar a los niños, alimentarlos, llevarlos a la escuela, y hacer ejercicio. Comencé una dieta para verme bien, para mejorar porque ya me sentía mal, y entonces cambié hábitos, bajar de peso fue todo un proceso, todo un tratamiento integral que llevé en México.

Estudié ciencias políticas en la Ibero e hice una especialidad en Administración Pública. En la escuela siempre era yo la que conducía, se me daba liderar. Desde que terminé la carrera ya estaba trabajando en el PRI de Acapulco, con Rogelio de la O. Entrar al PRI era todo un acontecimiento, trabajamos muchísimo, estaba terminando la campaña para Senador de Rubén Figueroa, y luego inició la de Rogelio de la O. En un lapso muy corto ya había trabajado en tres campañas políticas, eso fue un enorme aprendizaje, la política partidista era totalmente distinta a lo aprendido en la escuela, cuando Rogelio gana y me invita a formar parte de su equipo, me invita a ser la Coordinadora Administrativa del Cabildo, fue una gran experiencia porque me dio a conocer todas las ideologías que conforman el mapa político del Municipio.

Rogelio me preguntó qué era lo que realmente quería y le dije que quería iniciar una carrera política, con eso definí el resto de mi vida, a partir de ahí regreso al PRI como Secretaria de Gestión Social, ahí tengo la oportunidad de conocer a Ángel Aguirre, tuvimos la oportunidad de platicar, le di mi opinión sobre el trabajo de las mujeres en los partidos, y gracias a eso me invitan a ser la dirigente de las mujeres del PRI en el estado, teniendo 24 años. Todas las dirigentes eran de la edad de mi mamá, así que las envidias no se hicieron esperar. Pero, me enfoqué en las posiciones políticas de las mujeres, fue en mi gestión de dirigente cuando hubo más mujeres dirigentes en el partido. Después surge la oportunidad de ir a trabajar al Comité Ejecutivo Nacional del PRI, donde tuve la oportunidad de conocer a las figuras nacionales, ahí conocí a Margarita Zavala, Elba Esther Gordillo y a Beatriz Paredes.

En esta nueva cultura del trabajo de mujeres ya diversificamos nuestros esfuerzos, no copiamos el estilo de los hombres, podemos ser muy femeninas sin estar peleadas con la capacidad, es la nueva forma de trabajar y no de competir, ésta ha sido la pauta de este nuevo milenio para que muchas mujeres sean líderes.

En el futuro inmediato me veo en otra campaña. Yo hago proyectos, y estoy haciendo uno para mi partido, lo que más me gustaría es que el PRI recuperara el Gobierno del Estado, por eso es muy importante trabajar bien para ganar muchos votos aquí en Acapulco… Pero se necesita cambiar de cultura, ya que tenemos una cultura muy paternalista en donde creen

No hay trabajo más agotador que el del Ayuntamiento y sobre todo teniendo un jefe como Manuel Añorve quien está en todo y no descansa ni un día, es un jefe que te apoya y te brinda confianza, es un Presidente Municipal que desde que era candidato se puso a pensar cómo quería ver Acapulco, pensaba en todo, platicábamos de cómo queríamos reconstruir Acapulco.

Imágenes »
Su voto: Ninguno Promedio: 7 (1 vote)